Criptozoologia: El Monstruo del lago Ness

0 Escrito por - Abril 24, 2015 - Conspiraciones, Misterio, Teorias

El monstruo del lago Ness es, posiblemente, el animal más famoso del mundo. Y eso que ni siquiera se sabe con certeza si es un animal de verdad, un efecto óptico, un invento para atraer turistas o, incluso un dinosaurio del Jurásico que tardó en extinguirse. Y es que, entre las diferentes teorías que se barajan se encuentra la que afirma que Nessie era un plesiosaurio que logró librarse de la muerte y sobrevivir hasta nuestros días.

Con todo, el caso es que cuando hablamos de Escocia es difícil que no se nos venga a la cabeza el nombre de Nessie. Aunque es posible que esa conexión se pierda porque hace mucho que nadie dice haberla visto. Por eso Google quiere mantener vivo el mito y festeja el 81º aniversario de la búsqueda del monstruo con un «doodle».

images

El dinosaurio que vivió en un lago

La leyenda sobre el monstruo del Lago Ness comenzó durante el siglo VI, época en la que ya empezó a hablar de una extraña criatura que vivía en un río de Escocia. A partir de ese momento, el mito fue pasando de año en año hasta llegar a nuestros días. «En Escocia, dicen que una enorme criatura vive en el afamado lago de agua dulce conocido como lago Ness y el nombre de la bestia es Nessie», explica el profesor Juan Domingo Porfiri –Subdirector del Centro Paleontológico Lago Barrales- en su artículo «Los dinosaurios, mitos y verdades».

Con el paso de los años, una de las teorías que han cobrado más fuerza es la que afirma que Nessie era un ser prehistórico que habitó entre el período Jurásico (hace 199 millones de años) y el Trásico (ubicado hace 251 millones de años). «Su cuerpo se compara con el con el de un cierto grupo de reptiles marinos que convivieron con los dinosaurios, llamados Plesiosaurios. Esos reptiles marinos se caracterizaban por poseer un cuerpo globoso, aletas, una cola relativamente corta y un cuello extremadamente largo», añade el experto.
Sea o una superviviente de los dinosaurios (y exista o no), lo cierto es que la descripción de Nessie se asemeja bastante a la que se da de los Plesiosaurios, pues eran unos animales cuyo cuerpo se correspondía con un gigantesco cuello que medía más que su cuerpo y su cola juntos. A su vez, este animal era tan flexible como una culebra y, según creen los expertos, solía nadar con su pequeña cabeza fuera del agua (de forma similar al monstruo del Lago Ness). Finalmente, contaba con dos aletas delanteras y dos aletas traseras, algo que –actualmente-, no se ha explicado sobre Nessie.

Con todo, a día de hoy la teoría es rechazada por los principales expertos, los cuales afirman que es casi imposible que un Plesiosaurio lograra sobrevivir en el agua dulce o, incluso, que no falleciera cuando un gigantesco meteorito cayó sobre la Tierra y puso fin a la era de los dinosaurios. Sin embargo, varios fósiles «vivientes» de criaturas prehistóricas encontrados a día de hoy (como un gigantesco calamar hallado en 1977 en Nueva Zelanda) han hecho dudar a muchos seguidores de los misterios.

81 años buscando a Nessie.

Desde 1925 y sin excepción, todos los años al menos una persona asegura que se ha cruzado con el monstruo del lago Ness. Unos, desde cerca; otros a lo lejos, testimonios más o menos creíbles que se han ido almacenando en los archivos, pero desde hace más de un año que nadie se une a esta lista de «visionarios».

Gary Campbell, una habitante de Inverness (Escocia) que ostenta el récord de avistamientos del monstruo del lago Ness en los últimos 20 años, ha reconocido en alguna ocasión que es «una noticia muy triste». «No tenemos noticias de ella», aseguró en una entrevista a la BBC. Y sí, habló de «ella», porque se une a la teoría de que Nessie es hembra y de que no está sola, sino que vive acompañada por un macho o por su cría.

Eso explicaría que, en 1934, dos personas aseguraran haber visto al monstruo en dos lugares del lago separados por 28 kilómetros con menos de una hora de diferencia, aunque otros apuntan a que nada a gran velocidad y podría cubrir fácilmente esa distancia en una hora, por lo que Nessie sería la única habitante del lago.

Existencia-del-monstruo-del-Lago-Ness

Pero la gran incógnita es si ha desaparecido para siempre o si ha preferido ocultarse durante un tiempo. Si de verdad era un animal y ha muerto o si estamos tan ocupados con los teléfonos móviles que se nos ha olvidado mirar al lago. Y eso que ahora, con la tecnología, no pasarían ni dos segundos desde que Nessie asomara la cabeza hasta que su foto colapsara las redes sociales. Quizás sea esa el motivo de su desparición, porque siempre ha sido un poco tímida y son pocas las imágenes que hay suyas.

Pocas fotografías.

La primera la tomó Hugh Gray en 1933, pero no fue hasta un año después cuando el Daily Mail publicó una fotografía del monstruo, hecha por Robert Kenneth Wilson. Una de las instantáneas más famosas de la historia, aunque hay quien duda de su veracidad.

Entre ellos los científicos, que siguen manteniendo que los avistamientos podrían tratarse de un tronco, una onda acuática, una estela de algún barco o un efecto óptico, aunque habrá gente que seguirá creyendo en la existencia de Nessie. Además, nadie les podrá quitar nunca la razón porque el monstruo tiene más de 230 metros de profundidad para esconderse en el lago… a menos que lo drenen.

Fuente